El amor “no basta”

Cariño de Babel - Enrique Ermus

Cariño de Babel – Enrique Ermus

Tras una leída y releída maratónica de un libro de C.S. Lewis vuelvo sobre el tema del amor y la amistad pero ahora habiendo quedado especialmente asombrada por su explicación sobre la Caridad y ahí es cuando entiendo que muchos de los conflictos entre amigos, familiares o esposos (novios, enamorados) se da porque ese amor, ese afecto o esa amistad no ha sido elevado al nivel de caridad.

Aunque con términos más precisos C.S. Lewis afirma que de los cuatro amores – el afecto, el eros, la amistad y la caridad- el afecto es el más incluyente, el que acepta al otro tal y como es yendo más allá de diferencias de edad, clase social, de ideas etc. y que sólo la caridad es capaz de indicar a los amores naturales dónde reside su verdadera grandeza.

Nos dice que Dios infundió en la naturaleza humana dos tipos de ‘amor – dádiva’, el primero de ellos es el que se inclina por las cosas que el humano considera dignos de amor; y el segundo ‘amor – dádiva’ es el que le permite al hombre amar lo que no es naturalmente digno de amor: los leprosos, criminales, despreciativos, enemigos, retrasados mentales, orgullosos, etc.; y este ‘amor dádiva’ viene por la Gracia y su nombre es Caridad.

La caridad no es otra cosa que la capacidad de amar lo que no es amable, un amor que no depende de nuestro propio atractivo y más aún si tenemos en cuenta que siempre hay algo en nosotros que, de modo natural, no puede ser amado: Nuestros defectos y miserias. Ante esta realidad, podemos estar seguros de que si recibimos caridad – comprensión, paciencia, perdón, aceptación- es gracias a que el Amor en sí mismo está presente en quienes nos aman.

Y así, como con la Encarnación la Divinidad asume la condición humana, los amores naturales son asumidos o elevados por el Amor en sí mismo.

Sólo de este modo se puede comprobar que el amor (natural) no basta para hacer frente a las miserias de quienes amamos; quejas tan conocidas como “Con que hubiera tenido un poco más de suerte con mis hijos (este niño se parece cada día más a su padre) los hubiera podido querer perfectamente”, “Sólo con que mi marido fuera menos fastidioso, menos perezoso, un poco más considerado…” etc. Son pruebas de que siempre será necesario que nuestros amores naturales se conviertan en caridad o dicho de otro modo, siempre será necesario dejar que el Amor de Dios ame en nosotros a nuestros seres queridos, pero esto sólo será posible si estamos abiertos a Él.

El autor de “los cuatro amores” ve, incluso, como beneficiosos  los roces porque son una continua oportunidad para convertir nuestros amores naturales en caridad.

Por todo esto es necesario incluir en todos nuestros amores el Amor en sí mismo, la única segura garantía de prolongarlos  hasta aún después de la muerte,  porque “la carne y la sangre”, la sola naturaleza, como dice C. S. Lewis no pueden entrar en el Reino: “Los amores naturales  pueden aspirar a la eternidad sólo en la medida en que se hayan dejado llevar a la eternidad por la caridad (…) y ese proceso siempre supone una especie de muerte, no hay escapatoria (…) En el amor por la esposa o por un amigo el único elemento eterno es la presencia trasformadora del Amor en sí mismo”. Es decir, que Dios disponga y transforme nuestros afectos en lo que Él quiera.

Anuncios

Acerca de Mercedes M. Sarapura S.

Nací en Tarma/Perú en 1977, soy comunicadora social con estudios de maestría en Comunicación y Cultura. Me dedico a la docencia universitaria y últimamente al periodismo radial. La Literatura es uno de los grandes amores de mi vida, he escrito alguna novela inédita, cuentos infantiles y artículos de opinión que intento canalizar en este espacio que alterna entre la ficción y la no ficción.
Esta entrada fue publicada en Amor/Relaciones, Espiritualidad y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s