Junto a la persona equivocada

Promesa de amor – Johana Gómez

A veces nos equivocamos en decir cosas y en pensar que somos quienes creemos. Vivimos durante un tiempo sólo con una parte de nosotros mismos sin conocer la verdad; no es que mintamos, es que simplemente vamos camino a conocernos enteramente.

Pasa a veces que hacemos promesas desde nuestra ingenua sinceridad sin saber que incumpliremos al primer desafío, sin conocer de dónde vienen nuestras fuerzas y cuán verdaderamente débiles somos; es entonces que lastimamos sin darnos cuenta, cerramos puertas sobre los dedos ajenos y vamos por el camino pisando los pies del prójimo.

¡Nos ilusionamos como niños para luego arrepentirnos como reos!, lloramos por la decisión tomada o maldecimos al tonto que fuimos. ¿Cómo es posible que tanto tiempo haya vivido junto a la persona equivocada?, nos lamentamos, cuando en realidad la persona equivocada éramos nosotros mismos… más aún, la persona desconocida de la que no sabíamos apenas nada.

¿Amé o no amé? Es la pregunta, ¿a qué le llamaba amor?, ¿cómo pude decir eso?, ¿dije yo que me gustaba aquello?

¡Era un niño!, ¡no sabía lo que decía!… Es que en ese tiempo yo tenía necesidades… es que entonces, yo no sabía que…

Reaccionamos como resacados al final de la borrachera. ¿Qué somos? Una vez alguien me dijo que el presente es apenas una lámpara pequeña que alumbra sólo una parte de la eternidad. Eso mismo debe pasar con nuestro conocimiento, que  ilumina apenas una parte de lo que somos y de lo que son los demás.

Vamos a tientas por el camino de la vida, entre errores y aciertos, entre ilusiones y amarguras; pero es que ese es el camino de la madurez en el que un día decimos amo esto y luego, ya no lo amo. Quiero aquello y luego, ya no lo quiero.

Recordaba una película que vi en un centro cultural hace unos años y de pronto me sorprendí diciendo… y pensar que la vi junto a la persona equivocada y es que en ese tiempo yo estaba equivocada. ¿Si alguien me lo hubiera dicho, hubiera aceptado? No, porque el aprendizaje necesita de todo el proceso.

Es necesario reconocer que de continuo vivimos junto a la persona equivocada pero que aquella somos nosotros mismos. Equivocados porque cometemos como mínimo siete errores al día y porque como exploradores natos vamos cambiando por la necesidad de ser mejores cada día.

En realidad, no importa cuántos pies hayamos pisado o cuantos corazones hayamos desilusionado, lo importante es que acertemos a tiempo porque luego será breve la felicidad que nos reste. Por eso será imprescindible que no sólo decidamos con el corazón sino con la voluntad para así poder  asumir compromisos y cumplir las promesas que nos hacemos a nosotros mismos; porque cambiaremos siempre y  los demás también, pronto serán menos atractivos de lo que nos pareció al principio y aparecerán defectos asombrosos en nosotros y en ellos, pero todo eso se verá a salvo si asumimos el reto del compromiso y de ser fieles al iluso soñador de los inicios, porque la idea no es dejar de equivocarnos sino procurar equivocarnos cada vez menos.

Andando con humildad, pidiendo las debidas disculpas, asumiéndonos humanos, confiados y felices.

Anuncios

Acerca de Mercedes M. Sarapura S.

Nací en Tarma/Perú en 1977, soy comunicadora social con estudios de maestría en Comunicación y Cultura. Me dedico a la docencia universitaria y últimamente al periodismo radial. La Literatura es uno de los grandes amores de mi vida, he escrito alguna novela inédita, cuentos infantiles y artículos de opinión que intento canalizar en este espacio que alterna entre la ficción y la no ficción.
Esta entrada fue publicada en Amor/Relaciones y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s