Soledad del alba

Te elijo en cada amanecer - Martha Miguez Marthy

Te elijo en cada amanecer – Martha Miguez Marthy

Mis horas más lindas del día son las de la madrugada y las de bien entrada la noche. El silencio y los primeros rayos de sol son la combinación perfecta para rezar y gradecer, observar y pensar; para planificar y hacer.

Durante las noches disfruto de la deliciosa compañía del silencio. En ambos extremos del día encuentro quietud y sosegada soledad. La soledad y la quietud en mucho son privilegios que pocos saben apreciar.

La soledad es espantosa para algunos y el silencio un calvario insufrible, especialmente entre los adolescentes. He visto a más de uno cómo se queda dormido – sería mejor decir adormecido- cuando hay silencio por alguna razón. Buscan la música – la más estridente y lacerante música – como sedientos del desierto y ni qué decir de la compañía. Los espanta estar solos. El rechazo a la soledad y el hambre de afecto son la combinación  que los lleva a buscar refugio en cualquiera y en cualquier cosa. Pero esto no solo ocurre a los adolescentes sino a muchas personas grandes.

En la facultad me enseñaron a amar la soledad. Me enseñaron a amarla porque me ayudaría a entender a fondo la comunicación.

En resumen, la gente se comunica mal porque no entiende la soledad. No se entiende que es dura y dolorosa pero insoslayable y que sólo asumiendo esto es posible hacerle buen frente y aprovecharla para llegar a ser al final,  un buen comunicador, un buen ser humano.

No nos gusta la soledad y sin embargo, somos egoístas. Se quiere la compañía para huir de la soledad pero no por el otro. Se busca la luz no por amor al sol sino por miedo a la oscuridad. De tal modo, no importa de dónde venga esa luz, quien sea ese otro si un amigo o un enemigo. Lo importante es “no estar solos”.

Sin buena comunicación no somos nada. No somos capaces de poner en común nada, de arriesgar nada, de dar nada. El corazón de la comunicación es el amor, no el miedo. La soledad su antesala, el momento en el que se descubre el primer otro, el más cercano, el yo.

Hoy en el mundo hay mucho ruido y mucha soledad. Pareciera que cuanto más se huye de la soledad tanto más solo se está. Será que la cosa no es huir sino ver en ella una oportunidad. Sin rodeos: la soledad es una oportunidad para conocerse a uno mismo y encontrar a Dios. Lo bueno y sorprendente de esto es que es inevitable.

La fidelidad sólo comienza en soledad. Las personas que son muy fieles así mismas son las que en su vida interior – en soledad y silencio- se han encontrado y han encontrado a Dios. Son intensas porque viven desde adentro, no se traicionan. La frivolidad, por supuesto, no tiene raíces.

Ayer, algo conocido  estalló como noticia bomba en la conversación con una amiga. La intuición nos recordó que hoy más de la mitad de mujeres casadas y hombres casados carga con la cruz de la infidelidad. Es una epidemia silenciosa. Qué pena que ahí, en la que se considera la expresión más armoniosa y atractiva de la comunicación humana –el amor entre un hombre y una mujer – haya tanta frivolidad.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Acerca de Mercedes M. Sarapura S.

Nací en Tarma/Perú en 1977, soy comunicadora social con estudios de maestría en Comunicación y Cultura. Me dedico a la docencia universitaria y últimamente al periodismo radial. La Literatura es uno de los grandes amores de mi vida, he escrito alguna novela inédita, cuentos infantiles y artículos de opinión que intento canalizar en este espacio que alterna entre la ficción y la no ficción.
Esta entrada fue publicada en Amor/Relaciones, Vida y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Soledad del alba

  1. Liliana dijo:

    Hasta los puntos,las comas en tus escritos los disfruto.
    Un besote,bendiciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s